La culpa #Microrrelato

Se oyó un disparo.

Momentos después… vi a un hombre vestido de negro correr por la acera de enfrente. ¿El asesino? ¿Llamo a la policía? No supe reaccionar, me quedé petrificado. Yo estaba en la puerta de una librería, unos minutos antes había comprado Extraños en un tren de Patricia Highsmith. Volví a mi casa.

Por la noche, no conseguía conciliar el sueño; me sentía cómplice. Me vi implicado sin poder evitarlo, pero ncesitaba confesar mi culpa.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s